Se reconoce que el sueño menor de 7 a 8 horas de duración es un factor de riesgo para padecer Diabetes y sobrepeso. El sueño insuficiente estimula el aumento en la producción de grelina (hormona que estimula el apetito).

Existen varios estudios clínicos que han mostrado, de manera categórica, que el trabajo nocturno y el sueño insuficiente provocan la aparición de Diabetes. Uno de los estudios más significativos fue el realizado en Estados Unidos entre personal de enfermería de un hospital. Así, se formaron dos grupos de enfermeras. El grupo “A” lo formaron aquellas que dormían entre 5 y 6 horas y el grupo “B”, entre 7 y 8 horas. Al cabo de 10 años de seguimiento, se observó que el grupo “A” había enfermado de Diabetes en ese lapso en 30% más, en comparación con el grupo B.

Los factores de riesgo que propician la aparición de diabetes mellitus son:

  • Sobrepeso.
  • Herencia genética.
  • Ser genéticamente latinoamericano, de raza negra o asiático.
  • Ausencia de ejercicio cotidiano.
  • Exceso en el consumo de carbohidratos y grasas animales.
  • Estrés excesivo y crónico.